Ataques cíclicos de hipertensión e hipotensión en un adulto joven

  • Marco Antonio Pescador Ruschel Universidad Nacional de Itapúa
  • Manuel Codas Universidad Nacional de Itapúa
  • Guido Haurón Universidad Nacional de Itapúa
  • Manuel Silva Universidad Nacional de Itapúa
  • David Achucarro Universidad Nacional de Itapúa
  • Fernando Usher Universidad Nacional de Itapúa
  • Marcelo Sebriano Universidad Nacional de Itapúa
  • Luz Bóveda Universidad Nacional de Itapúa
Palabras clave: feocromocitoma, catecolaminas, hipertensión, dolor en el pecho

Resumen

Se presenta caso clínico de paciente varón de 35 años, conocido hipertenso hace 1 año, sin tratamiento. Dos horas antes del ingreso, después de un esfuerzo moderado, presenta dolor precordial opresivo que se irradia a brazo izquierdo, seguido de debilidad progresiva de hemicuerpo izquierdo hasta la paresia, por lo que acude a Urgencias. A la admisión se encuentra hemodinámicamente inestable por PA 210/100 mmHg, pulso 110/min, eupneico. Se inicia labetalol EV 20 mg con buena respuesta (PA 130/70mmHg) hasta su control de 80/40mmHg a los 20 min. Con facies pálida, sudoración fría, paresia de hemicuerpo izquierdo con fuerza III/V, sensibilidad abolida en pierna izquierda y Babinski izquierdo. En la analítica inicial presenta marcadores bioquímicos normales, incluyendo el urianálisis y la gasometría arterial. La tomografía simple de cráneo no revela alteraciones evidentes. Después del cese de los síntomas neurológicos la presión arterial asciende a 280/180 mmHg, por lo que se inicia labetalol en infusión contínua a 2 mg/min, con buena respuesta. Ecografía Doppler de vasos renales normal. Se constata niveles aumentados de metanefrinas en orina y sangre y ácido vanililmandélico urinario de 24 hs. A la tomografía contrastada de abdomen se constata tumoración adrenal. Paciente se traslada a Hospital en la ciudad de Posadas, Argentina para intervención quirúrgica con previa preparación con -bloqueantes.

Biografía del autor

Marco Antonio Pescador Ruschel, Universidad Nacional de Itapúa

Residente del Postgrado en Medicina Interna. Facultad de Medicina. Universidad Nacional de Itapúa

Manuel Codas, Universidad Nacional de Itapúa

Especialista en Medicina Interna. Servicio de Clínica Médica del Hospital Regional de Encarnación. Universidad Nacional de Itapúa

Guido Haurón, Universidad Nacional de Itapúa

Especialista en Medicina Interna. Servicio de Clínica Médica del Hospital Regional de Encarnación. Universidad Nacional de Itapúa. 

Manuel Silva, Universidad Nacional de Itapúa

Especialista en Medicina Interna. Servicio de Clínica Médica del Hospital Regional de Encarnación. Universidad Nacional de Itapúa.

David Achucarro, Universidad Nacional de Itapúa

Especialista en Medicina Interna. Servicio de Clínica Médica del Hospital Regional de Encarnación. Universidad Nacional de Itapúa.

Fernando Usher, Universidad Nacional de Itapúa

Residente del Postgrado en Medicina Interna. Facultad de Medicina. Universidad Nacional de Itapúa

Marcelo Sebriano, Universidad Nacional de Itapúa

Residente del Postgrado en Medicina Interna. Facultad de Medicina. Universidad Nacional de Itapúa.

Luz Bóveda, Universidad Nacional de Itapúa

Residente del Postgrado en Medicina Interna. Facultad de Medicina. Universidad Nacional de Itapúa. 

Citas

1. Manger WM. Diagnosis and management of pheochromocytomas—recent advances and current concepts. Kidney Int. 2006; 70 (Suppl 104): S30–S35.
2. Lenders JW, Eisenhofer G, Mannelli M, Pacak K. Phaeochromocytoma. Lancet. 2005; 366(9486):665-75.
3. Mittendorf EA, Evans DB, Lee JE, Perrier ND. Pheochromocytoma: advances in genetics, diagnosis, localization, and treatment. Hematol Oncol Clin North Am. 2007; 21(3): 509–25.
4. Pacak K , Eisenhofer G, Ahlman H, Bornstein SR, Gimenez-Roqueplo AP, Grossman AB, et al. Pheochromocytoma: recommendations for clinical practice from the First International Symposium. October 2005. Nat Clin Pract Endocrinol Metab. 2007; 3(2): 92–102.
5. Shamsuddin N, Jackson W. A Case report of a Pheochromocytoma presenting with neurological manifestations. The Medicine Forum. 2009; 11(1): 48-49.
6. Kernan WN, Ovbiagele B, Black HR, Bravata DM, Chimowitz MI, Ezekowitz MD, et al. Guidelines for the prevention of stroke in patients with stroke and transient ischemic attack: a guideline for healthcare professionals from the American Heart Association/American Stroke Association. Stroke. 2014 Jul. 45 (7):2160-236
7. Lenders JW, Pacak K, Walther MM, Linehan WM, Mannelli M, Friberg P, et al. Biochemical diagnosis of pheochromocytoma: which test is best? JAMA. 2002; 287(11): 1427–34.
8. Luster M, Karges W, Zeich K, Pauls S, Verburg FA, Dralle H, et al. Clinical value of (18)F-fluorodihydroxyphenylalanine positron emission tomography/computed tomography (18F-DOPA PET/CT) for detecting pheochromocytoma. Eur J Nucl Med Mol Imaging. 2010; 37(3): 484-93.
9. Ilias I, Pacak K. Diagnosis, localization and treatment of pheochromocytoma in MEN 2 syndrome. Endocr Regul. 2009; 43(2): 89-93.
10. Leung K, Stamm M, Raja A, Low G. Pheochromocytoma: the range of appearances on ultrasound, CT, MRI, and functional imaging. AJR Am J Roentgenol. 2013 Feb; 200(2):370-8.
11. Al-Salamah SM. Surgery for pheochromocytoma: a prospective clinico-epidemiological study. Ann Saudi Med. 2002; 22 (5-6): 392-5.
Publicado
2018-03-01
Sección
REPORTES DE CASOS